Ana Hauyón: “Gracias a las Becas DIME he crecido como persona y como profesional”

Ana Hauyón ok
Ana Hauyón ok
17 ENE

“La vocación es una idea sobre la que hemos reflexionado mucho, tanto en Becas Europa como en la Escuela de Liderazgo. Es una de esas palabras que da vértigo escucharla o pronunciarla, por la grandeza que implica. Siempre he sentido cierta envidia hacia aquellas personas que tienen claro su lugar en el mundo, a lo que son llamados, y que tienen la valentía suficiente para responder a ello: yo quiero ser médico, yo abogado, yo artista, yo filósofo… ¿y yo? ¿Qué es aquello que me apasiona, aquello que une mis talentos y anhelos, aquello a lo que dedicaré horas y horas de mi vida? ¿Existe algo que, a pesar del esfuerzo, tiempo y cansancio, disfrute cada día haciéndolo, pues es lo que me conduce a mi plenitud? ¿Es un sueño o es posible?

En estos años universitarios me he esforzado por encontrar una respuesta a estas preguntas. Fue así como llegué a las Becas DIME de la Fundación Microfinanzas BBVA. Cuando me lo propuso mi mentora de la ELU apenas había escuchado un par de veces esa palabra, pero en cuanto investigué un poco sabía que era mi sitio.

Las microfinanzas son un modelo de desarrollo económico creado en 1976 por el profesor Muhammad Yunus, Premio Nobel de la Paz. En las décadas siguientes el modelo de microfinanzas se extendió rápidamente a otros países por los grandes beneficios que aporta, pues impulsa el desarrollo y progreso económico, profesional y personal de las personas vulnerables, resultando rentable al mismo tiempo. En 2007, el banco BBVA crea la Fundación Microfinanzas, dentro del marco de su política de Responsabilidad Social Corporativa. La Fundación trabaja en América Latina, proporcionando productos y servicios financieros adecuados para emprendedores con pocos recursos y excluidos del sistema financiero, con el fin de generar desarrollo y mitigar la pobreza. Presente en 5 países, Colombia, Perú, Chile, Panamá y República Dominicana, se ha convertido en una de las iniciativas filantrópicas con mayor impacto social en el continente.

En 2018 lanzan por primera vez las Becas DIME de la Fundación Microfinanzas BBVA, con el fin de acercar las microfinanzas a jóvenes universitarios españoles que muestren inquietudes por el impacto social. Las Becas DIME dan la oportunidad a 10 jóvenes españoles de viajar a los países de América Latina donde está presente la Fundación y comprobar sobre el terreno cómo el emprendimiento y la inclusión financiera contribuyen a mejorar la vida de miles de personas.

Después del proceso de selección, tuve la suerte de ser elegida para ir a Colombia y trabajar en la institución microfinanciera Bancamía. No tengo palabras suficientes para describir la maravillosa experiencia que viví. Un mes parece poco tiempo, pero fue suficiente para empaparme del país y de la labor de la Institución. La primera semana participamos en un programa de formación junto a los futuros asesores del banco. Los asesores o ejecutivos son el corazón de Bancamía. Son las personas que visitan a cada emprendedor y les hacen el estudio de crédito, es decir, conocen a fondo su negocio y su situación personal para saber si cumplen las condiciones necesarias para asumir un crédito o no.

Tras la experiencia formativa comenzó la verdadera aventura, trabajar en terreno. Desde Bogotá nos desplazamos a Chía, una zona rural, donde la pobreza era más evidente. Cada día acompañamos a un asesor en su búsqueda o visita de clientes. La forma más fácil de desplazarnos era en moto, pues muchos de los clientes viven en veredas, grandes zonas rurales de difícil acceso. Agricultores de papas o de café, ganaderos, mecánicos, costureras… cuando conocí a los emprendedores, sobre todo a los más antiguos, pude ver cómo el crédito había cambiado sus vidas. Siempre que veía a un emprendedor me llenaba de admiración lo valientes que son estas personas, construyendo sus propias empresas y liderándolas, con más o menos ayuda. Bancamía apuesta por estas personas y les ayuda a impulsar sus negocios, un paso que difícilmente podrían dar si no fuera por las microfinanzas.

Gracias a las Becas DIME y a la Fundación Microfinanzas BBVA he crecido como persona y como profesional. He descubierto un país de contrastes, de alegría y colores. Personas amables, sonrientes, humildes, emprendedoras, que aman su país y quieren trabajar por mejorarlo. He comprobado cómo uniendo la misión empresarial con la vocación de las personas el éxito está asegurado. He descubierto lo apasionante y gratificante que es trabajar por mejorar la vida de otras personas y espero de verdad poder encontrarlo en mi vida profesional.

Os animo a todos aquellos que estéis interesados en las Becas DIME a presentaros. ¡Si queréis saber más contactad conmigo!. El próximo miércoles 29 de enero el profesor Tomás Alfaro, del patronato de la Fundación Microfinanzas BBVA, Victor Herrero, director del programa Becas DIME y yo vamos a tener un coloquio sobre las Becas en la UFV. ¡Estáis más que invitados!”